Farolillos

Como luciérnagas en las noches de verano más bonitas. 


Así alumbran estos farolillos nuestros momentos de paz, creando un ambiente perfecto para relajarse, meditar, charlar con amigos o familiares, y descansar después de un largo día veraniego. 
Anímate a poner un farolillo en tu vida, son muy fáciles de hacer, sólo tienes que buscar un frasco de cristal que no utilices y tejer alrededor un dibujo a crochet, del color y forma que te guste, cogiendo las medidas del frasco y adaptádolas para que quede ajustadito.
 Imaginación al poder!!
 
 
Estos otros están realizados de la siguiente manera: 
Comenzamos haciendo un anillo mágico,
1vlta: 6pb
2vlta:12pb
3vlta:18pb
4vlta:24pb
5vlta:30pb
6vlta:36pb
7vlta:40pb, 
8vlta:40 puntos bajos en relieve, cogiendo sólo la oreja interior de la labor.
9-13vlta:40pb


Espero que os hayan gustado.
Besos